Tips Finestra

Tips para un desayuno sin lactosa

Tips para un desayuno sin lactosa

Si nos fijamos, incluso la sabiduría popular habla sobre la importancia del desayuno:

 

'Desayuna como un rey, come como un príncipe y cena como un mendigo.'

 

El desayuno debe tener la función de aportarnos energía de calidad. Por eso tenemos que consumir alimentos que sean de absorción lenta y de larga duración como por ejemplo los cereales integrales, las legumbres o las verduras. Todos ellos nos aportan fibra sin refinar.

El vaso de leche y la galleta azucarada para desayunar se traducen en azúcar simple, lactosa y sacarosa que no satisfacen tus necesidades psicofísicas, crean alergias. Son indigestos y generan gases, disfunciones intestinales, desequilibrios emocionales y un largo etc.

 

¿Qué puedo hacer para tomar un desayuno de calidad?

 7 tips para hacer un desayuno inteligente libre de lactosa, sacarosa y azúcares simples:

 

1- Sustituye la leche con lactosa  por una bebida vegetal, por ejemplo una bebida de arroz integral, o de arroz negro, bebida de avena sin gluten, o cualquier otra bebida de cereales.

2- Haz tu propio muesli en casa y evita el azúcar. Un buen muesli con bebida vegetal es un desayuno energético y rápido de preparar. 

3- Si quieres empezar el día con energía de máxima duración y de lenta absorción, realiza una crema de quínoa, o arroz integral,  servida con bebida vegetalsemillas,  y algunos frutos secos. Puedes endulzarla con sirope de arroz.

 4-Durante los días de más exigencia laboral y con la entrada del frío, una buena sopa miso con mochi es ideal para aportar vitalidad y calor interior. Esta propuesta también ayuda a mejorar la calidad de tus intestinos ya que la sopa miso contiene probióticos que regeneran la flora intestinal y ayudan a la máxima absorción del resto de nutrientes.

5-En muchos países se empieza el día con estofado de legumbres, no es el desayuno más sexy, pero si muy revitalizante. Nos aporta: hidratos de carbono de buena calidad y proteínas. En invierno desayunar un buen estofado de azuki o soja negra con mochi, nos garantiza una enorme resistencia, especialmente en el caso de los deportistas o mujeres lactantes.

 6-Si optas por un desayuno más ligero, prueba con un buen vaso de bebida vegetal con granola o con unos crackers de espelta con un paté vegetal.

7-En Asia es muy común desayunar fideos de arroz con caldo de tamari, verduras y alga nori.

 

Curiosidad:

 ¿Tienes hambre de madrugada?

Sobre las 2 de la mañana la glucosa empieza a descender y los índices de glucemia bajan. Es por eso que muchas personas tienen ganas de volver a picar algo dulce después de cenar.

Artículo escrito por Patricia Restrepo